Fundador Orden Trapense: Descubre su historia

La Orden Trapense es una rama de la Orden Cisterciense, fundada en el siglo XI por San Roberto de Molesmes. Sin embargo, a pesar de tener una larga historia y una gran importancia en la Iglesia Católica, muchos desconocen quién fue el fundador de la Orden Trapense en particular. En esta ocasión, exploraremos la vida y obra del hombre que estableció la Orden Trapense, así como su legado y la influencia que ha tenido en la historia de la Iglesia Católica.

Descubre la vida monástica de los trapenses: ¿Qué implica ser un monje trapense?

La orden trapense es una comunidad religiosa que se ha expandido por todo el mundo y que sigue una estricta vida monástica. Su origen se remonta al siglo XVII, cuando el monje francés Armand Jean le Bouthillier de Rancé decidió reformar la orden cisterciense y fundar una nueva rama: los trapenses.

Los monjes trapenses viven en monasterios aislados del mundo exterior, dedicados por completo a la oración y al trabajo manual. Su día comienza temprano, antes del amanecer, con la primera oración del día. A lo largo de la jornada, los monjes participan en diversas actividades, como la elaboración de productos artesanales para su sustento económico.

Una de las características más importantes de la vida trapense es el voto de silencio, que implica hablar solo lo necesario y en momentos precisos. Esto permite a los monjes concentrarse en su vida espiritual y en su relación con Dios.

Además, los monjes trapenses se rigen por una serie de normas y reglas muy estrictas, que incluyen la abstinencia de carne y la observancia de ayunos periódicos. También se dedican a la lectura de textos religiosos y a la meditación, lo que les permite profundizar en su vida espiritual.

Aunque no es una vida para todos, muchos encuentran en ella una forma de encontrar la paz y la felicidad interior que buscan.

Descubre el significado de Ocso y su historia en nuestra guía completa

Si estás interesado en conocer más acerca de la orden trapense y su fundador, es necesario que conozcas también el significado de Ocso. En nuestra guía completa te contamos todo lo que necesitas saber sobre este término y su historia.

Ocso es el acrónimo en latín de Ordo Cisterciensis Strictioris Observantiae, que en español significa Orden Cisterciense de la Estricta Observancia. Esta orden religiosa fue fundada en 1664 por el monje francés Armand Jean de Rancé.

Rancé nació en 1626 en una familia noble y adinerada. A los 17 años, ingresó en la orden cisterciense y, tras la muerte de su padre, heredó una gran fortuna. Sin embargo, en 1660, tras una profunda crisis espiritual, decidió abandonar su vida de lujos y fundar una nueva orden cisterciense que siguiera una vida monástica más austera y rigurosa.

Así nació la orden trapense, también conocida como orden cisterciense de la estricta observancia. Los trapenses se caracterizan por vivir una vida monástica dedicada a la oración, el trabajo y la meditación, siguiendo la regla de san Benito. Además, llevan una vida de austeridad y simplicidad, renunciando a todo tipo de lujos y comodidades.

En nuestra guía completa podrás encontrar más información sobre la historia de la orden trapense, sus fundadores y su impacto en la cultura y la religión.

Si te interesa conocer más sobre la vida y obra de Armand Jean de Rancé y la orden trapense, no dudes en visitar nuestra guía completa y descubrir todo lo que necesitas saber sobre este fascinante tema.

Para terminar, la Orden Trapense fue fundada por Armand Jean le Bouthillier de Rancé en el siglo XVII. Su vida y su obra han dejado una huella imborrable en la historia de la Iglesia Católica y en el mundo monástico. Su legado sigue vivo en las comunidades trapenses que hoy en día siguen su ejemplo de devoción y trabajo arduo. La historia de la Orden Trapense es una historia de fe y sacrificio que nos inspira a seguir el camino de la vida monástica y a buscar la santidad en nuestro día a día.

El fundador de la orden trapense fue Armand Jean le Bouthillier de Rancé, un noble francés que abandonó su vida de lujos para dedicarse a la vida monástica y fundar la Abadía de La Trapa en 1664.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*